Categorías
General Internacional Sociedad

El argentino que luchó en la revolución sandinista: “Hoy hay una dictadura en Nicaragua»

El argentino que luchó en la revolución sandinista: “Hoy hay una dictadura en Nicaragua»
Miguel Sorans, dirigente de Izquierda Socialista y la UIT-CI

Reproducimos la entrevista a Miguel Sorans, dirigente de Izquierda Socialista y la UIT-CI, del periodista Juan Luis González para NOTICIAS del diario Perfil.

Por Juan Luis González

Miguel Sorans comandó la Brigada Internacional Simón Bolívar. Sus encuentros con Ortega y el detalle de la guerra civil que hoy cumple 42 años.

Miguel Sorans manotea un pedazo de papel de su bolsillo y escribe a las apuradas: “Adhesión Brigada Simón Bolívar”. La revolución sandinista triunfó hace menos de un día y frente al argentino, de verde oliva de pies a cabeza y con un revólver calibre 32 en la cintura, hay una multitud agitada en la parte oriental de Managua. El plan del joven trotskista es que la milicia internacional que comandó durante la guerra tenga algún reconocimiento público de parte del hombre parado a metros suyo, y por eso le toca el hombro a quien tiene inmediatamente a su derecha en el escenario. La anotación empieza a girar hasta que llega a las manos de Daniel Ortega, el héroe en aquel julio de 1979 para gran parte de la izquierda mundial. Es en ese momento que sucede algo inesperado: el nicaragüense levanta la cabeza, mira a Sorans ¿sorprendido? ¿con desprecio?, hace un bollo con la hoja y la tira. Días después, Sorans y los 200 soldados que viajaron de todo el planeta para apoyar la lucha contra la dictadura de Anastasio Somoza serían echados del país a punta de pistola.

Una respuesta a «El argentino que luchó en la revolución sandinista: “Hoy hay una dictadura en Nicaragua»»

Tenia 20 anos cuando fue incorporado a las listas de militantes de la Fede que participarian de la segunda Brigada del Cafe, en Nicaragua, a principios de 1986. La primera brigada, un ano antes, habia generado mucho revuelo: el envio de 120 jovenes comunistas argentinos a colaborar con la Revolucion Sandinista -quienes, ademas, venian haciendo actos publicos y masivos de solidaridad con Nicaragua en Buenos Aires- desperto el rechazo de la prensa hegemonica, la preocupacion del gobierno argentino y el seguimiento de la Embajada de los Estados Unidos. En Nicaragua eran tiempos de combates con la Contra, fuerza promovida por la Casa Blanca para derrocar al gobierno revolucionario.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *